Mi rincón creativo.

Bienvenido a mi blog llamado: "Mi libro en blanco".
Me presento, mi nombre es Verónica Orozco García, aunque también me puedes conocer bajo el seudónimo Orgav. Soy amante de todo lo creativo: fotografías, ilustraciones, manualidades... Así como la escritura. Me apasiona moldear las palabras junto con los sentimientos para crear historias, eso sí, para todo tipo de lectores, pues me considero una escritura versátil.. Digamos que soy de ese tipo de personas que sueñan despiertas.
Aquí, en mi rincón, podrás encontrar una muestra de todo ello, espero lo disfrutes. Saludos.

Nota para el lector-visitante: el contenido de éste blog está sujeto a derechos de autor, el material se encuentra registrado en el Registro de la propiedad intelectual de Sevilla. Cualquier uso indebido del contenido, sin permiso del autor, se considera delito.

lunes, 26 de mayo de 2014

Oda a la amistad.


Tengo que ser sincera,
ser justa con mi corazón.
Decirte que no pasa nada,
es, para él, de gran traición.

Lo que la vida un día nos regaló,
siento que, poco a poco,
nos lo quita.
¡Y yo que me había acostumbrado
a sentirte!
¡Qué adopté tus manos como mías!

Sí, tus manos,
aquellas  que siempre han estado ahí,
las que han estado a  mi lado
y con su fuerza me han levantado
cuando al suelo caía.
Las que han estado en mi espalda
cuando en algún momento sufría.
Las que han sujetado las mías
cuando me he sentído perdida...

Nuestras manos,
aquellas que entrelazamos con fuerza
cuando nos invadía  la alegría.

Siempre he intentado ser fuerte para ti,
siempre he tenido consejos que darte,
siempre te he ofrecido mi hombro
para apoyarte.
He estado ahí,  a tu lado,
como siempre estaré,
aunque el tiempo y otras cuestiones
al final nos separen.

Perdóname amiga, si un mal día
me canso de luchar,
perdóname si después de muchos años,
después de muchos momentos vividos,
al final nos ganan la batalla.
Mi consuelo es saber
que por mucho que nos ganen, 
nunca tendrán lo que hay entre nosotras,
nunca se llevarán
lo que en  nuestro corazón se aloja.

Sabes que jamás  he apoyado
lo que yo llamo amistad relajada,
aquella en la que impera el tiempo
y la lejanía,
aquella en la que, a mi juicio,
todo termina.
Sé, por experiencia,  que pasa factura,
que nos privará de compartir momentos,
muchos de ellos, decisivos en nuestras vidas.

Pero amiga, si esto es lo único
que hoy la realidad nos ofrece,
lo aceptaré como bien avenida.
Guardaré recelosa todos los recuerdos
y los sellaré con nuestras lágrimas
y nuestras risas.
Esperaré dichosa, 
que volvamos a unir nuestros días,
que vuelvas a estenderme tus manos
para entrelazada con las mías.

Orgav.
Todos los derechos reservados.